fbpx
Seleccionar página

A la hora de comprar una casa, la vivienda de obra nueva es una de las principales opciones, seguramente la más ilusionante. La idea de estrenar un hogar, crear el espacio perfecto de cero con todos los materiales y mobiliario completamente nuevo y en la zona ideal. Por todo ello, vemos cuáles son las ventajas de comprar una vivienda de obra nueva frente al resto de opciones.

Empecemos por el principio: ¿Qué es una vivienda en obra nueva?

Una vivienda en obra nueva es aquella que se compra al promotor una vez que la construcción o la rehabilitación está terminada. No están incluidas en esta categoría las propiedades que hayan sido utilizadas de forma continuada (por un plazo igual o superior a dos años) por personas distintas de los adquirentes.

Según Hacienda Pública, solo forman parte de esta clasificación los inmuebles cuya construcción o rehabilitación esté terminada. Esto es, cuando el arquitecto y el aparejador responsables del proyecto expiden el certificado de fin de obra.

Hay que tener en cuenta que los pisos que se adquieren a entidades financieras (bancos) no son considerados nuevos, ya que en realidad han sido previamente vendidos a estas por una promotora. Es decir, aunque sea una vivienda para estrenar, no se la considerada ni tributa como tal.

Ventajas

1.- Eliges tu vivienda

El hecho de comprar obra nueva permite elegir cuál es tu vivienda soñada. Al tratarse de edificios nuevos puedes anticiparte a la elección y optar por la distribución que más te guste. De esta manera es posible seleccionar la compra de un primero, un segundo, un tercero… o incluso un ático para disfrutar de las mejores vistas o un bajo con jardín privado.

2.- Ver cómo se construye la vivienda

A la hora de comprar una vivienda de este tipo, tendrás la posibilidad de ver cómo se construye desde el primer momento. Para ello, nada mejor que optar por la compra sobre plano. Podrás ver cómo crece desde cero y sentirte parte de ello, con toda la información previa sobre cómo será la casa una vez terminada. Serás testigo del nacimiento de tu nueva casa.

3.- La ubicación ideal para tu hogar

Para decidir la mejor ubicación de tu nueva vivienda, lo primero es dónde quieres vivir. Consulta las ubicaciones de nuestras maravillosas ubicaciones. Las casas de nueva construcción suelen planificarse en barrios en auge dentro de las principales ciudades de España, lo que se traduce también, en ambientes más modernos, familiares y llenos de vida. Además, este tipo de zonas residenciales suele ser ideal para el desarrollo de los más pequeños, con espacios verdes y la posibilidad de hacer nuevos amigos con los que jugar.

4.- Materiales nuevos y de última generación

Una de las principales ventajas de comprar una vivienda de obra nueva es que todos los materiales serán también nuevos. No es ningún secreto que tanto los materiales como las tecnologías empleadas en construcción avanzan a pasos agigantados, y es por ello que las casas de obra nueva suelen estar mejor aisladas, tanto acústica como térmicamente. Esto te permitirá no solo disponer de una casa más moderna y cómoda, sino que también es muy probable que aproveches mejor el consumo energético para pagar menos en tus facturas.

5.- Una inversión de futuro

Al comprar una vivienda nueva estás realizando una inversión de futuro. Como el inmueble se adquiere al precio actual, en los próximos años podrás venderlo a un precio mayor al inicial. La inversión crece conforme se levanta el edificio. Si compras con entrega inmediata como inversión, tu idea empieza a rentar desde el primer minuto.

6.- Mayores facilidades en el pago

La adquisición de viviendas de obra nueva permite una mayor flexibilidad en el pago. Estas compras permiten acceder a plazos y a cuotas fijas de las que no se puede disfrutar en las casas de segunda mano.

7.- Personaliza el diseño

Los inmuebles de nueva adquisición posibilitan participar en el diseño mediante la personalización de la vivienda. Según las necesidades, gustos y capacidad económica del cliente, así será su nuevo hogar al elegir la calidad de los acabados e incluso distribuciones. Tienes derecho a pedir los planos de la casa y los detalles de dimensiones, así como a conocer los materiales que se van a utilizar y la distribución de los espacios. Es la opción ideal para acordar con la promotora cómo te gustaría recibir la vivienda.

8.- La mayoría de las ventas de este tipo de inmueble suelen estar localizadas en zonas residenciales o en urbanizaciones que incluyen zonas comunes. Estas te permiten disfrutar de los jardines, las áreas infantiles, las pistas deportivas y las piscinas. Es muy difícil encontrar estas amenities en pisos de segunda mano.

9.- Facilidad de aparcamiento y ahorro energético

La mayor parte de las viviendas en obra nueva se encuentran en las afueras o en barrios en expansión. En estos lugares, encontrar aparcamiento suele resultar bastante más sencillo que en el centro de las grandes ciudades. Además, el precio de las plazas de garaje no suele ser tan prohibitivo.

Por otra parte, las viviendas nuevas están construidas con materiales que ofrecen un mayor aislamiento térmico y acústico. Esto se encuentra acreditado en el certificado de eficiencia energética, el cual es obligatorio.

Abrir chat
1
Hola
¿En qué podemos ayudarte?